¿Está cambiando la climatología?

¿Está cambiando la climatología?

En esta ocasión, y sin que sirva de precedente, voy a defender a los medios de comunicación en lugar de criticarlos, porque hay quienes se echan las manos a la cabeza cuando oyen decir que “está cambiando la climatología”, y argumentan que la climatología no cambia, que lo que cambia es el clima, y que seguramente lo que el informador quiere decir es que está cambiando el clima.

Pero estos “puristas” del lenguaje  están doblemente equivocados. Read more

Los expertos

Los expertos

Con objeto de dar veracidad, al transmitir una noticia algunos periodistas mencionan a “los expertos” recurriendo a expresiones como “los expertos dicen…”, “los expertos afirman…”, “grandes expertos aconsejan…” y otras similares. Creen que de esta manera su noticia es mucho más creíble y fiable, pero a mi me produce el efecto completamente contrario.

Porque ¿quiénes son los “expertos”?, y ¿por qué casi siempre que se mencionan no se dice quiénes son ni qué estudios, experiencias y habilidades les avalan como tales? Con mucha frecuencia los medios se refieren a estos supuestos reputados especialistas pero no los identifican y tampoco dicen qué fundamento o método epistemológico les convierte en expertos en la materia sobre la que se está informando. Hablar de expertos pero no aclarar el cómo ni el por qué lo son es otra forma de imprecisión en la información, así se logra justamente el efecto opuesto al pretendido. Read more

Muchas inexistentes felicidades

Muchas inexistentes felicidades

Pasó la lotería y ya estamos inmersos en la Navidad (puta navidad, que llaman algunos), fecha de felicitaciones y buenos deseos a la fuerza.

Todos los años me pasa igual, y es que cuando me felicitan me quedo cortado, no sé qué responder y me cuesta mucho devolver la felicitación. El problema es que creo que la felicidad no existe, y me parece muy hipócrita desear algo en lo que no creo. Read more

La tasas judiciales: el principio del fin de la democracia

La tasas judiciales: el principio del fin de la democracia

Mucho se está hablando últimamente de las tasas judiciales, otra de las aberrantes ideas de este gobierno para recaudar a toda costa.

Esto ha levantado un gran revuelo y los medios recogen multitud de opiniones contrarias a la imposición de este tributo argumentando principalmente razones de discriminación económico-social: será costoso recurrir un despido improcedente, una pensión por divorcio, una factura errónea, una deuda, una herencia, una multa… incluso para divorciarse habrá que rascarse mucho más el bolsillo.  (Por cierto, la imposición de esta tasa es una gran oportunidad que no deben perderse los expertos en mediación). Read more

Es fácil quejarse del “sistema” cuando no se sabe de qué hay que quejarse

Es fácil quejarse del “sistema” cuando no se sabe de qué hay que quejarse

¿Qué es el “sistema”? Nada hay tan impreciso como el sistema. Por eso, cuando los medios se refieren a los “antisistema” —esas personas que parecen disconformes con todo— no sé de qué se están quejando.

Un sistema es básicamente un conjunto. ¿Un conjunto de qué y para qué? En realidad da igual, ya que un conjunto se convierte en sistema cuando sus elementos están interrelacionados y tienen una finalidad. De hecho, de un sistema, tan importante como sus elementos, es su comportamiento o funcionamiento global. Read more

El lenguaje asexuado en la política

El lenguaje asexuado en la política

Ya lo dije en el post en el que justificaba la creación de este blog: los políticos mienten como bellacos. No podemos negar que suelen hacerlo con respeto y educación, pero solo  cuando están de cara al público, porque cuando creen que no les oye nadie nos insultan descaradamente y hasta nos mandan a jodernos.

Así, desde sus tribunas públicas que pagamos entre todos, los políticos ponen buena cara y se dirigen correctamente a todos los españoles para lanzarnos sus demagógicas promesas y sus abyectas mentiras, creyéndose que nos las vamos a tragar. Read more

Los hombres son siempre los malos

Los hombres son siempre los malos

Lo que prima es ser políticamente correcto, por eso, la Administración pública aplica a ultranza el lenguaje no-sexista, aunque sea a costa de destrozar el idioma. Siguiendo esta criterio, con el beneplácito de los políticos y la aquiescencia de los sindicatos, las distintas Administraciones han emitido normas de uso de formas no-sexistas en el lenguaje administrativo, para evitar la discriminación por causas del género en el lenguaje burocrático.

Cada vez que preparo un informe me resulta muy molesto tener que ceñirme a los reglamentos que me impone la Administración para la redacción de documentos oficiales. No sólo por vagancia, ya que me obliga a escribir más palabras de las necesarias, haciendo el lenguaje mucho más redundante de lo que ya es, sino también porque creo que estos imperativos lingüísticos van en contra de mi derecho a la libertad de expresión obligándome a escribir algo de una manera que, quizá, no deseo hacer, porque cambiar una signo puede alterar totalmente el sentido de una frase. Read more